Cómo nutrir el cabello al máximo

Cuando empezás a sentir que tu pelo luce seco, sin brillo, áspero al tacto y se enreda un montón; sabés perfecto que le falta nutrición. Antes de llegar a eso, te contamos todos los pasos y productos necesarios para saber cómo nutrir el cabello profundamente.

Mantener el pelo nutrido e hidratado no es tan difícil como puede parecer. Existen líneas completas que te aportan el cuidado integral que necesitás para que el cabello se vea espectacular siempre. Dar con los productos correctos y la constancia en la aplicación de los mismos, es muy importante para llegar a los resultados que esperás.

Uno de los primeros pasos para atacar la problemática, es que identifiques el nivel de desnutrición que tiene tu pelo. El nivel de sequedad que tengas, está directamente relacionado con los productos que necesites para solucionarlo.

Contemplá una línea completa de tratamiento que incluya: shampoo, acondicionador y mascarilla para atacar la falta de nutrición diariamente. Intentá lavar tu cabello con agua templada, y al final de tu lavado enjuagá con agua fría para sellar la cutícula y darle mayor brillo.

Los ingredientes si importan, prestá atención a los ingredientes de los productos. Los más nutritivos son los que contengan argán, palta y coco como la gama Elvive Óleo Extraordinario Coco.

Incorporá a tu rutina de nutrición capilar los aceites, estos ayudan a aportar un extra de nutrición y cuidado a tu pelo, dejándolo suave y nutrido. Elvive Aceite Extraordinario Universal le aporta la dosis exacta de nutrición desde la raíz.

Son muy fáciles de usar, podés aplicarlo antes de secar tu pelo, antes de lavarlo o como toque final al finalizar tu rutina de peinado habitual. Es excelente protector antes de la exposición al sol, ya sea que estés en el mar o en una pileta.

Es muy importante que ayudes a los tratamientos que apliques en tu cabello con una alimentación adecuada, beber suficiente cantidad de agua también ayuda a tener un pelo sano. Sumá a tu dieta diaria frutas y verduras ricas en ácidos grasos, para evitar que tu cabello se seque y quiebre.

Otro paso fundamental para mantener la nutrición de tu pelo, es que apliques protector térmico antes de utilizar herramientas de calor como el secador de pelo, o la plancha. Si todavía no lo tenés como hábito, es muy importante que contemples este cuidado extra.